Lava tu cabello de forma adecuada: Una de las áreas más importantes que se debe cuidar es la limpieza del cabello, esto es fundamental para evitar perderlo. Peina con suavidad: El cabello en sí es frágil, y por muy enredado que esté, no necesita de un trato desagradable, por ello, al peinarlo y sobre todo para evitar la caída del cabello, es necesario solo cepillarlo una dos veces a tres máximo al día, no es necesario más.

No recojas el cabello estando mojado: Otra de las razones por las que se puede sufrir de caída de cabello, es cuando se amarra con ligas, o se peina sin que éste se haya secado aun. Lo que es muy dañino, ya que guarda la humedad, debilitándolo con el tiempo, no solo olerá mal, si no que también evita su crecimiento. Deja secar tu cabello antes de peinar. Es importante, que se cuide la alimentación: Sigue una dieta equilibrada:, que ésta sea balanceada, ya que las deficiencias nutritivas pueden propiciar la caída del cabello, por ello, se aconseja que se lleve una buena dieta, para evitar esto, consume alimentos frescos y de temporada.

Limita el uso de aparatos: Actualmente, es tan común usar secadora, tenazas, plancha, ente otros aparatos para poder peinar y lucir un cabello hermoso, sin embargo, el uso excesivo de éstos puede provocar que el pelo se vaya maltratando, debilitándolo y volviéndolo quebradizo, no sólo lucirá mal, sino que además esto propiciará la caída del cabello.

Limita el lavado de cabello: Es común que en el verano, por el calor, uno se bañe varias veces al día, algunos expertos han recomendado que se limite el lavado de cabello, excederse en esto también puede propiciar la caída del cabello, por lo que se aconseja cubrirlo con un gorro de baño, también, se piensa que lavarlo un día sí y un día no podría ayudar con el problema de la pérdida de cabello.

Nutre tu cabello: Una de las alternativas más eficaces para evitar la caída del cabello, es usar ingredientes naturales y hacer mascarillas que nutran al cabello, la alimentación hará que esto sea desde adentro hacia afuera, pero también puedes usar los alimentos para poder nutrirlo, haciendo que ése luzca hermoso y sedoso, como por ejemplo:

  • -Realiza masajes al cabello con aceite de coco
  • -Usa aloe vera para fortalecer tu cabello
  • -leche de coco
  • -Usa la combinación de romero y aceite de almendras.